Notas de prensa   April 15, 2016

John Deere lidera la transición a fase V gracias a su amplia experiencia en filtros de partículas y a la capacitación de sus concesionarios

La experiencia en tecnología DPF de John Deere garantiza a sus clientes del sector agrícola una sencilla adaptación a la futura normativa europea de emisiones, manteniendo un excepcional rendimiento y mejorando la eficiencia en el consumo del combustible.

John Deere está preparada, por su demostrado conocimiento y experiencia en tecnología de filtros de partículas diesel (DPF), para facilitar a sus clientes europeos una transición sin dificultades desde la normativa de emisiones Fase IV hasta la futura regulación Fase V. La actual línea de motores de John Deere equipados con tecnología DPF cumple ya con las exigencias de Fase V, garantizando una adaptación sencilla y sin problemas a la nueva normativa europea a sus clientes.

Uno de los cambios más significativos que conllevará la implantación de Fase V es la introducción de un límite en el número de partículas emitidas para los motores con una potencia comprendida entre 19 kW y 560 kW, lo que implicará la necesidad de contar con la tecnología DPF. John Deere ha estado aplicando esta tecnología desde la normativa Fase III B, con una trayectoria de más de 150 millones de horas de uso de estos sistemas.

“Nuestra extensa experiencia en el desarrollo e integración de la tecnología DPF significa que John Deere es ya capaz de cumplir los requerimientos indicados en la propuesta de la Comisión Europea COM (2014) 581 acerca de las emisiones de Fase V”, afirma Geoff Stigler, director de Ventas, Marketing y Atención al Cliente de John Deere Power Systems para Europa, África, Oriente Medio, Asia y Australia. Esto confirma que las tecnologías implementadas por John Deere en sus motores para adaptarse a Fase IV han demostrado ser las correctas.

“El camino emprendido por John Deere para adaptarse a la regulación sobre emisiones ofrece a los clientes una solución compatible con las exigencias de Fase V que continuará garantizando un rendimiento excepcional, el ahorro de combustible, comodidad de manejo, y un valor integral sin la necesidad de ninguna tecnología adicional”, explica Chris Wigger, vicepresidente de Ventas y Marketing de John Deere en la Región 2.

Otras opciones tecnológicas empleadas para cumplir con Fase IV obligarán a realizar cambios y añadirán complejidad a la adaptación a las regulaciones propuestas para Fase V. “Conforme la implementación de Fase V se aproxima, nuestros clientes pueden estar tranquilos, ya que nuestra probada solución para controlar las emisiones facilitará una transición muy sencilla”, añade Chris Wigger.

La amplia experiencia de John Deere en sistemas de filtros de partículas se extiende a su red de concesionarios, que han estado trabajando con esta tecnología desde la aplicación de Fase III B, lo que garantiza una red de servicio con años de experiencia, una completa formación y capacitación y un nivel de familiaridad con la tecnología DPF sin igual.

Es un hecho demostrado que los motores de John Deere equipados con un filtro de partículas diesel cumplen ya con los estándares sobre emisiones. Este aspecto es particularmente importante para mercados como zonas urbanas y otras áreas de bajas emisiones que necesitan vehículos capaces de cumplir las exigencias en emisiones más avanzadas para ser respetuosos con el medioambiente.

Chris Wigger subraya que John Deere mantiene un firme compromiso para suministrar a sus clientes soluciones innovadoras y tecnológicamente avanzadas en sus motores que continúen garantizando ventajas al cliente en términos de rendimiento del vehículo, eficacia y sencillez en el mantenimiento.

Información de Prensa:
Sergio Gómez John Deere Ibérica, S.A.
C\ Bulevar John Deere, 2
28984 - Parla (Madrid)
Tel: 91 600 95 00
Fax: 91 600 95 10